Skip to main content

La eliminación de España en el Mundial de Brasil es una noticia que nadie esperaba. La sorprendente y decepcionante caída de la Selección ha creado un enorme malestar entre sus principales patrocinadores, pendientes única y exclusivamente de salvar su balance económico.espana
Los derechos del Mundial de Brasil han costado 35 millones de euros a Mediaset sin incluir el coste de la producción del evento ni los desplazamientos. Mediaset reducirá su programación dedicada al Mundial, así como la presencia de los enviados especiales en Brasil. El adiós de España va a provocar casi con total seguridad números rojos en la apuesta mundialista de la cadena, ya que la programación de Telecinco, Cuatro y Energy está muy condicionada al Mundial. Algo parecido ocurre con GolTV aunque en su caso todo estaba supeditado a la transmisión de los partidos, con independencia de lo que hiciera España.

Cruzcampo, Iberdrola, Pelayo, Movistar, Gillete, Cepsa o Nissan han efectuado campañas publicitarias con los jugadores o incluso envases, como es el caso de la empresa cervecera con la cara de los internacionales, algo que ahora mismo no facilita la venta de producto. Igual que en los últimos seis años el estar cerca de la Selección significaba un éxito comercial, ahora mismo se puede convertir en un problema.
Pero una cosa esta clara quien no arriesga no gana y como en todas las inversiones hay que asumir un determinado riesgo, que ahora deberán afrontar con sus correspondientes consecuencias comerciales.

Bendito Dilema

Bendito Dilema

Agencia de Comunicación Integral y Publicidad en Asturias. Especialistas en Branding, comunicación online y offline y Audiovisual